jueves, 10 de septiembre de 2020

ESCULTORES FILIPINOS 1850 - 1898 (M - Z)



ROSENDO MARTÍNEZ Y LORENZO 
(Manila, 1856 - h.1920)

Familiar -probablemente hermano- de los pintores Félix (1859-1906) y Leandro, ambos participantes en la Exposición de Filipinas e integrantes de un amplio clan familiar artístico y artesano. Rosendo, escultor, presenta dos imágenes a la exposición, una de ellas, La Sampaguita, actualmente en paradero desconocido, representaba una mujer, aunque el título de la obra proviene de la flor así llamada, que es blanca y olorosa, parecida al jazmín.

La segunda obra, titulada A orillas del Pasig, si ha llegado a nosotros y se encuentra depositada por el Museo del Prado en el de Antropología. Se trata de una hermosa figura tallada en madera de 124 cms. de altura que también representa una mujer con larga melena que se refresca a orillas del rio Pásig con un cuenco de agua, mostrando con gran naturalidad el aspecto mojado de la ropa.
Rosendo Martínez. A orillas del Pasig, MNP en depósito Mº Antropología

Cuenta Félix Laureano en su Álbum-libro Usos y Costumbres de Filipinas presentado también a la Exposición (BNE), que "en ningún país se hace uso con tanta frecuencia del baño como en el Archipiélago filipino. La limpieza del cuerpo es proverbial en aquellas islas. La gente se baña en todo tiempo, lo mismo en los calurosos días de Marzo, Abril y Mayo, que en los frescos días de Diciembre y Enero. Se bañan varias veces al día, al levantarse, antes de sentarse a la mesa, después de descansar y al concluir los trabajos del día, y no se cena sin antes haber tomado el cotidiano baño, que se toman generalmente a tavo o tabú, esto es, derramando agua por este adminículo, de la cabeza a todo el cuerpo. El tavo o tabú es una especie de vaso o jarra, hecha de la cascara dura del coco..." 
Det. Fotografía del álbum de Félix Laureano en la que pueden verse las mujeres que se bañan 
en el río con su tavo similar al de la escultura

ANICETO MERCADO Y NONATO 
(Manila. h.1858 - h.1920)

La escultura que aparece en el Catálogo General de la Exposición de las Islas Filipinas de 1887 con el nº 49 con el título "El País del Abacá" también se encuentra sobre una peana o pedestal; es obra de Aniceto Mercado probable estudiante de la Escuela de Manila del que no volvemos a oír hablar en relación con ninguna otra realización artística.
Aniceto Mercado. El País del Abacá, 1887 MNP depositado en el Mº Antropología

Es una pequeña escultura de 55 cms. de altura que representa a un joven con los brazos atados a la espalda, que parece querer reflejar una crítica a la dureza de trato de los españoles con los naturales de las Islas. Irónicamente el país que genera riqueza con la producción de abacá, utiliza sus fibras también como ligaduras represivas. El título de la obra figura grabado en la parte frontal de la base y la firma en el lateral derecho. La escultura se encuentra deteriorada, ha perdido el ala del sombrero que cubre al personaje, parte de la base y de la pintura amarillenta que la cubre el conjunto. 

MARIANO PASCUAL NAKPIL Y RIVERA
(Manila, h.1856 - h.1900)

Hijo de Juan Nakpil y Gervasia de Rivera, el escultor Mariano Nakpil era tío del famoso arquitecto filipino Juan Nakpil (1899-1963) que fue nombrado Artista Nacional de Arquitectura en 1973.

Mariano envió a la exposición una escultura de madera de apenas 53 cm de altura que representa un caballero vestido con toga y birrete, como corresponde al cargo de Oidor de la Audiencia de Manila que ostentaba el retratado que es Don Simón de Anda, que sujeta con la mano derecha el mástil de una bandera que recoge respetuosamente con la izquierda. El título, que figura en la base sobre la que se apoya, "Civismo" en un claro homenaje al personaje representado.

Simón de Anda y Salazar (1709-1776) fue un joven alavés, oidor de la Audiencia filipina, que durante la invasión de Manila por los ingleses en 1762 se negó a rendirse a las fuerzas británicas y asumiendo temporalmente el cargo de Gobernador inició contra ellas una larga guerra de guerrillas hasta que se firmó la paz entre Inglaterra y España en 1764. Posteriormente fue nombrado Presidente de la Audiencia, Consejero de Castilla y finalmente Gobernador General de las Islas Filipinas, cargo en el que murió en 1776.
Anónimo filipino. Retrato de D. Simón de Anda y Salazar (Det.). MNP 
(Procedente del Museo de Ultramar)


FÉLIX PARDO DE TAVERA Y GORRICHO 
(Manila, 1859 - París, 1932)
Detalle de una fotografía de Félix Pardo de Tavera en Buenos Aires. 1909. A.G.N. Rep. Argentina

Nacido en Manila, en el seno de una conocida familia hispano filipina, Félix Victor Francisco Pardo de Tavera y Gorricho se educó en el Ateneo Municipal de Manila en 1874 y en la Academia de Dibujo y Pintura, ubicada en una de las propiedades de su familia. Después de su graduación en 1876, se fue a París donde la familia Pardo de Tavera se exilió tras fallecer el padre. Estudió en la Universidad de la Sorbona y se graduó en medicina en 1882. A pesar de que ejerció la medicina nunca dejó de hacer esculturas por las que ha sido considerado el principal escultor filipino de su época. 

En París vivía buena parte de su familia, su famoso hermano Trinidad, su tío Joaquín, exiliado tras ser amnistiado por su implicación en el intento de levantamiento de Cavite en 1872, y su madre Juliana Gorricho que residía con su hija menor, Paz, que se había casado con el pintor Juan Luna. Allí fue testigo y víctima del ataque de este último que terminó con la vida de su madre y su hermana. 

Félix solicitó y obtuvo una pensión del gobierno español para continuar su formación en escultura en París, que fue la última de esta clase que se concedió a un filipino (AHN-Ultramar, 603, Exp.12). Estuvo en el atelier de Bouguereau de la Academia Julien y también aprendió con Mariano Benlliure

Casado con la argentina Agustina Manigot, se fue a vivir a Buenos Aires, donde mantuvo sus dos actividades y obtuvo la nacionalidad en 1910. Allí vivió hasta la muerte de su mujer, después se trasladó a París donde vivió hasta 1932.

A la Exposición filipina presentó tres esculturas: Una cabeza de niño indio, titulada «Cirilo»; un medallón con un bajorrelieve titulado «Salcedo» y un Busto de niña P[ardo] T[avera]. Las dos primeras se vendían por 500 pts. cada una.

A pesar de que realizó, sobre todo en Buenos Aires, escultura de gran tamaño de carácter urbano, su especialidad continuó siendo la de las figuras de niños. No conocemos el paradero de los que presentó en la Exposición madrileña, pero en la actualidad son famosas sus múltiples versiones de niños y en especial el conocido como "C'est moi" .
F. Pardo de Tavera. "C'est moi" (1892)

     "El señor Pardo de Tavera parece tener predilección por los niños; y en sus temas los trata siempre con gran atención, un bello humor y un buen cariño". (Rubén Darío. Artículo en La Prensa, 10.11.1895).

JUAN ROSALES E HILARIÓN S. ROSALES
(Manila)

De nuevo el Catálogo oficial de la Exposición une las obras de dos artistas como si se tratara de uno solo a causa de la coincidencia de sus apellidos. El Catalogo, también publicado, de los Objetos Remitidos por la Sección 8ª (BNE) aclara que estamos ante dos artistas diferentes Juan Rosales e Hilarión S. Rosales, en los que además del apellido se da la circunstancia de que ambos son orfebres plateros. Solamente conocemos el aspecto de la obra correspondiente al primero de ellos, Juan Rosales, que es una auténtica filigrana de platería titulada "Rica flor" y ello gracias a la imagen publicada en su época.  Fue premiada por el jurado de la Exposición con medalla de bronce. La obra de platería de Hilarión llevaba por título "Albay beneficio del abacá."
Juan Rosales, "Rica Flor" Manila. La Ilustración 25.9.1887 


ISABELO TAMPINCO Y LACANDOLA
(Manila, 1850 - 1933)

Mestizo sangley, nacido en Binondo, Tampinco era un escultor profesional con experiencia que concurría con diversas obras a la Exposición. Era hijo de María Justa de Lacandola, descendiente de Bunao Lakan Dula, gobernante -Lakan- supremo de Tondo a la llegada de los españoles, bautizado posteriormente como Carlos Lakandula.

Isabelo Tampinco estudió en la Academia de Dibujo y Pintura de Manila y también modelado en el Ateneo Municipal donde fue compañero de Rizal. A los 20 años empieza a ser conocido y en 1876, una de sus esculturas, descrita simplemente como un busto de madera, fue una de las dos elegidas para representar a Filipinas en la Exposición Universal de Filadelfia.

En 1883 también presentó diversas obras a la Exposición Colonial de Amsterdam entre ellas un Crucifijo de marfil  que le haría merecedor de una Medalla de plata. Cuando concurre a la Exposición de Filipinas celebrada en Madrid en 1887 ya goza de un gran prestigio y presenta por sí mismo o por personas o entidades poseedoras de sus obras, un gran número de ellas, alguna de las cuales ya había concurrido a anteriores exposiciones. Junto con Pardo de Tavera fue premiado con Medalla de plata.

Una de sus obras más valoradas, presentada por el Director del Ateneo Municipal, era el Marco del cuadro de honor de los alumnos de la institución, ya presentado en Amsterdam en 1883, que según Graciano López Jaena (1856 - 1896) "haría la reputación de un artista". Podemos conocer su aspecto por la imagen reproducida en el Album de fotografías de dicha institución que se conserva en la BNE.
Isabelo Tampinco. Imagen del Cuadro de Honor del Ateneo Municipal. 
Álbum del Ateneo de Manila presentado a la Exposición de Filipinas. 1887 (BNE)

Pero los cronistas destacan como la obra más perfecta salida del taller de Tampinco, un tríptico de metro y medio de altura tallado en madera de alcanfor para retratos de familia que se dice del estilo del Giotto por estar inspirado en la decoración de la torre de la catedral de Florencia y por sus inscripciones góticas. Cuenta Taviel de Andrade en su Historia de la Exposición. que lo que más llama la atención, es la repisa de madera de tíndalo en que se apoya que representa una rama de acanto con un nido de palomas con sus polluelos. El tríptico fue presentado por su dueño, el Director General de Administración Vicente Barrantes. En la actualidad se desconoce su paradero.

Tampinco fue el artista predilecto de los jesuitas para quienes dirigió la decoración de la Iglesia de San Ignacio de Intramuros que se completaría en 1889; presentó a la exposición una serie modelos de los elementos decorativos que en ese momento estaba realizando. La iglesia de estilo neoclásico, destruida durante la Segunda Guerra Mundial, fue considerada la más hermosa de Filipinas debido a sus pinturas y tallas hechas en maderas tropicales de diferentes colores.

También presentó a la Exposición un conjunto de  figuras  de carácter religioso: un crucifijo de marfil, una Resurrección, tres imágenes de la Purísima Concepción, un San José con dos ángeles y una imagen del Apóstol Santiago. Esta última es probablemente la única que conserva el Museo del Prado, con evidentes signos de deterioro, depositada en el Museo Nacional de Antropología.
Isabelo Tampinco. Santiago Apóstol, 1887 MNP en depósito en el Mº de Antropología

El inventario del Museo de Arte Moderno menciona con los números 92 y 93 dos imágenes de la "Purísima" que aunque figuran de autor anónimo podría tratarse de dos de las obras de Tampinco perdidas.
Detalle del Inventario del MAM 1899 Archivo MNP


DOMINGO TEOTICO Y EUGENIO 
(Manila, 1853 - 1904)

Escultor y tallista en madera. Hijo de Santiago Teotico y Maria Eugenia de Santa Cruz, se matriculó en la Academia de Dibujo y Pintura con Lorenzo Rocha y luego estudió modelaje con uno de los miembros de la gran familia artística Asunción, herederos de la maestría del primer Maestro de pintura Damián Domingo. 

Con Leoncio Asunción (1813-1888) Teotico se especializó en la talla de "santos" de marfil y madera. Después de ocho años de aprendizaje, abrió su propio taller en Quiapo donde se hizo muy popular por sus imágenes religiosas en madera de santos o la "Sagrada Familia", que decoraban muchas casas particulares filipinas. 

En 1880 ganó el segundo premio en un concurso de arte patrocinado por la Sociedad de Escultores de Santa Cruz; y en 1882 una medalla de plata para un busto del Papa Gregorio XV en un Certamen Artístico-Literario pero participó por primera vez en una gran exposición con ocasión de la de Filipinas de Madrid. a la que presentó una talla en madera titulada Pobre Vencido aunque no logró alcanzar ninguna distinción por ella. Obtuvo diversos premios y menciones en otros certámenes como la Exposición Universal de Barcelona en 1888, la Regional de Filipinas en Manila de 1895 en la que presentó tallas de muebles que ganaron una medalla de plata, o la de San Luis en 1904, en la que también fue galardonado con medalla de plata, el mismo año de su muerte de la que le sobrevivió su esposa, Braulia Gregorio, con quien había tenido 6 hijos.

Pobre vencido es una pequeña figura de carácter costumbrista de 56 cms. de altura, tallada en madera,  que representa a un hombre cabizbajo que retorna derrotado, tal como reza el título, de una pelea de gallos, trayendo en la mano el paño vacío en el que debía envolver al animalEn el frente de la peana se encuentra grabado el título de la obra y en su lateral derecho la fecha y la firma.
Domingo Teotico. Pobre vencido, 1887 MNP depositado en el Mº de Antropología

Félix Laureano (1866-1952 ) Pelea de gallos (Det.) c.1880. Foto MNA

En la fotografía de Félix Laureano que se conserva en Museo de Antropología, podemos observar como algunos de los participantes en las peleas de gallos sujetan un trapo de las mismas características que el que sujeta con su mano izquierda el Pobre vencido de Teotico.

SERAPIO TOLENTINO 
(Manila, h.1870 - h.1920) 

Al igual que otras figuras de similares características que se presentaron a la Exposición, este pequeño busto de 42 cms. de altura que representa a un hombre con un pañuelo anudado en la cabeza probablemente sea obra de un alumno de la Academia de Dibujo, Pintura y Grabado de Manila. El autor, del que no se conocen otras obras ha querido representar un personaje muy reconocible en el ámbito del archipiélago filipino, el Sentenciador, también relacionado con las peleas de gallos una de las costumbres más populares y arraigadas de Filipinas.
 Serapio Tolentino. El sentenciador 1887. MNP depósito en el Mº de Antropología

El sentenciador representa a la autoridad en las peleas de gallos. Hay que tener en cuenta que las peleas de gallos son una actividad estancada explotada por el estado que mantiene el monopolio y es quien autoriza a abrir las galleras donde se desarrolla esta actividad que está reglamentada en todos sus extremos. (Juan Álvarez Guerra, “Viaje por Filipinas”


LICERIO VILLARREAL Y REYES 
(Luzón, h.1870 - 1950)

Otro pequeño busto de 41 cms. de altura, es el de Licerio Villarreal que representa un joven probablemente funcionario municipal que porta una  gorra que ha perdido la visera en cuya banda puede leerse "Servicio Público", que da título a la obra. La vista posterior nos permite ver la enorme grieta formada, cosa que ocurrió con muchas de las obras presentadas por el cambio de un clima húmedo al aire seco madrileño. Al igual que otros bustos de similares características que fueron presentados a la Exposición la obra se realizó mientras Licerio era un joven alumno de la Escuela de Dibujo, Pintura y Grabado de Manila. Posteriormente sabemos que volvió a presentar Dos tipos del País en la Exposición Regional de Filipinas celebrada en Manila en 1895.

Licerio Villarreal. Servicio Público, 1887 MNP, depositado Mº Antropología

Ubicación de algunas de las esculturas en la Sala de la Sección 8ª de la Exposición de Filipinas. Foto Laurent, 1887

UNA MATER DOLOROSA ANÓNIMA

Una mención especial requiere por su alta valoración en el conjunto de las crónicas de la época, una obra anónima presentada por la Subcomisión provincial de Santa Cruz (Laguna). Se trata de una imagen de tamaño natural de una Mater dolorosa de una sola pieza de madera baticulín. Todos los comentaristas mencionan esta imagen como la mejor de las presentadas: "Hay a la puerta de la Sección primera una estatua de la Virgen de los Dolores, verdaderamente encantadora. ¡Lástima que no se exprese el nombre del autor! La tarjeta sólo indica su procedencia de la Laguna" (Guía de la Exposición General de las Islas Filipinas, 1887 - BNE)Provenía en concreto de la ciudad de Paete, un pequeño pueblo de Laguna, famoso aún hoy por ser cuna de los mejores talladores en madera de figuras religiosas.

Entre los escultores que conocemos de la ciudad de Paete en La Laguna que podrían haber realizado esta imagen, se podría señalar a Mariano Madriñán Baldemor (Paete, 1858 -1939) de quien se dice que presentó en la Exposición Colonial de Amsterdam de 1883 una Mater Dolorosa por la que recibió una medalla, pero no he podido constatar este hecho ni en el Catálogo oficial de la Exposición ni en la relación de premiados publicada en la Gaceta de Madrid de 21.12.1884.  Se cuenta que el rey, Alfonso Xi, sorprendido por el premio conseguido, hizo que le enviaran un pergamino con su nombre en letras doradas, junto con el premio conseguido. En la actualidad una Mater Dolorosa existente en la iglesia de la localidad de Paete se dice que fue una réplica que él mismo realizó. 

La Crónica de la Exposición de Filipinas de Flores y Piquer de 1887 (BNE) aporta más información sobre esta imagen aunque sin desvelar su autoría: Una Dolorosa, tamaño natural labrada en el tronco de un árbol, sin preparación alguna, por dos aficionados, padre e hijo naturales de Santa Cruz, provincia de la Laguna. 
Mariano Baldemor Madriñan

El nombre de M. Madriñán, de Paete, La Laguna, aparece en el Catálogo de la Exposición Regional celebrada en Manila (1895) presentando una escultura en madera titulada "Pescador de Dalag" y un "Busto de Rizal" en la Exposición de Filipinas en Sant Louis de 1904.


OTROS ESCULTORES DEL CATÁLOGO

El Catálogo Oficial de la Exposición de Filipinas menciona otros escultores participantes de quienes apenas tenemos noticias pero merecen ser recordados:

- Marcos Banson (Samar): Un busto de madera
- Tomás Dominguez (Manila): Una obra de madera en rama estilo Renacimiento
- José Fernández Giner (Manila): Escultura de su padre el Excmo. Sr. D. Juan Fernández y Palma.
- Andrés Figueroa (Albay): Marco ovalado con el busto de S. M. la Reina Regente, hecho con la médula de bosborón y un Fanal con un grupo representando la jura de S. M. la Reina Regente, tallado en la médula de bosborón.
- Primitivo Formoso (Vigan) Un crucifijo de marfil
- Eulogio García (Quiapo): Busto de madera del Ministro de Ultramar, [Victor Balaguer], en cuyo pedestal se lee: "Tu nombre será recordado con amor. Las Artes filipinas te son agradecidas." 
- Fray Mariano Granja (Tayabas): San Francisco de Asís
- Francisco Mendizábal (Albay): Estatua de Cosme Damián Churruca
- Doroteo Reyes (Manila): Correspondencia. Escultura en madera, 
- Tomás Rodriguez  (Manila): Dos crucifijos y un San Miguel
- Luis Roig de Lluis (Madrid): Un crucifijo de sándalo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario